Fuelles del Sur : fabricantes de fuelles

“Nos identificamos mas como mecánicos que como luthiers arregladores de cuerdas.”

Pablo y Emmanuel son dos jóvenes tocando bandoneón, de formaciones técnica y de Bellas Artes. Amigos, se juntaron en 2013 para crear « Fuelles del Sur », un taller chiquito que tiene cada vez mas excito con los músicos de Argentina y de afuera, por su forma de trabajar y su proximidad con los clientes. Tienen mucha implicación en la vida tanguera de Buenos Aires que los permiten de entender mas fácilmente los problemas que pueden encontrar los bandoneonistas con su instrumento y ayudarlos a encontrar soluciones rapides y eficaces. Los encontré por un concierto del Cachivache porque se ocupan del instrumento de Negro de la Fuente, bandoneonista de la orquesta. Me recibieron en su taller mientras trabajaron, tomando maté y comiendo galletitas. Pude entrevistarlos y mirarlos trabajar por un par de horas. Fue muy interesante para mi porque primero, no conocía mucho del tema, y secundo, no existen talleres de fuelles propios.
Cuento de un lindo encuentro por el verano porteño.

Se pueden presentar un poco ?

Pablo : Llegue a trabajar como luthier porque es como una conjunción de dos cosas que me apasionaban : toco bandoneón y tengo una formación en Bellas artes. Me gusta mucho la escultura y estuve muchos años trabajando en talleres. Es un ambiante que me gusta. Entonces Fuelles del Sur era una fusion perfecta para mi.

Emmanuel : Siempre quería hacer luthier de guitarras. Cuando empece a tocar bandoneón tuve que aprender a arreglarlo y me llamo la atención la gente que los arreglaba, sobretodo los fuelles. Justo una persona estaba enseñando, Oscar Fisher. Uno necesita un trabajo, y eso me apareció.

Cual es la actualidad del tango de ustedes?

P : Mi profe principal de bandoneón me enseño como usar del instrumento para otros estilos que solo el tango. Grabé unos discos con él. Me gusta tocar tango pero no soy un purista de este estilo. Si estoy en mi casa, toco mas rock popular, porque cuando uno esta todo el dia con la cabeza trabajando y escuchando tango, es difícil seguir horas tocando el bandoneón. Empecé a aprender a bailar tango hace poco también.

E : Yo disfruto mucho del tango, me gusta ver orquestas, escuchar la radio, ver las charlas, la gente bailando, que sea de forma tradicional o rompiendo los códigos. Pero no bailo. Aunque renié un montón el tango, ahora me gusta mucho todo lo que pasa por el tango. Es de lo que vivimos ! Escuchamos todo el tiempo tango en una vieja radio… Tengo cada vez menos tiempo para tocar porque trabajo mucho. Estoy mas estirando mi vida por otros lados del tocar por ahora. Pero es muy importante conocer bien la música, saber tocar, saber bien desde adentro de lo que necesitan los músicos, que es lo que puede pasar en vivo con el instrumente, te sirve para arreglar el bandoneón. Sabes las reacciones, los gestos del escenario…

El taller cumplo 2 años. Me pueden contar la historia?

E : Hacíamos fuelles cada uno de su lado de forma explorativa, tuvimos los dos el mismo deseo de trabajar juntos, para que sea mejor. Empezamos un buen trabajo. Con la formación que tuvimos, si bien fue mucho tiempo, tampoco fue útil. 80% de lo que hacemos no lo estudiamos. Lo sabemos de experiencia, de charlas con otros luthiers. Como lo manejamos, lo tenemos que aprender nosotros.
Trabajamos con luthiers de guitarra pero nada de bandoneón. Nos identificamos mas como mecánicos que como luthiers arregladores de cuerdas. Es un trabajo muy diferente.

Dificultades, excitos ?

E : Todo lo que hacemos se mejora siempre, y mejor puedes cobrar, se va juntos. Los fuelles nos quedan divinos ahora. El primer fuelle que hice hace 3 años no tiene nada que ver con los que hacemos ahora. Se va siempre mejorando, perfeccionando.

P : Hay que ser creativo, inventivo, como somos independientes hay que saber serlo.
Todo nos paso, desde la gente que trabaja mal, los materiales que te cuestan mucho conseguirlos… Hay muchos buenos músicos que te piden trabajo de emergencia… Nosotros tenemos que hacer todo de una empresa, que no tiene nada con restaurar por ejemplo. Así que tenemos toda la burocracia.

Porque no trabajar en un gran taller donde se aprende rápido ?

E : No hay nada para bandoneones ! Oscar tiene un taller grande pero es el único! Y no soportamos mucho tener jefes, preferimos no tener jerarquía y trabajar para nosotros. Hay mas responsabilidad, si hago algo mal es culpa mía. Pero es mas relajado y da mas ganas de ir a laborar.

P : Es el trabajo mas responsable de mi vida : sin jefes, no soy empleado y sigo yendo al trabajo, doy todo de mi. Mi trabajo depende de mi así que sigo yendo !

Y estar siempre juntos, no es un problema ?

E : No, porque tenemos mucho trabajo, y después de laborar, nos juntamos mucho para tomar o salir, somos amigos.

Quien usa sus bandoneones ?

E : Hay de todo, nos recomiendan alumnos, músicos profesionales, mucha gente viene por internet. No hacemos mucha publicidad, mucha red social. La marca « Fuelles del Sur » suena fácil. A veces en clases cuando digo mi nombre la gente se acuerda de nosotros. Ademas el mundo del bandoneón esta chiquito. Hay pocas personas, si buscas lo que hay en internet te vas a dar cuenta. Hay que saber poner distancia con la gente, es importante saber ser profesional, y no hacerlo gratis por ejemplo, porque tenemos amigos y conocidos en este mundo. No se puede tampoco dejar todo para hacer un trabajo para alguien que lo quiere ya. No, hay que comportarse bien, tratar lo mejor posible a la persona. Tenemos que encontrar un equilibrio en la relación con la gente. Muchos vuelven para arreglar cositas, vienen a tomar mate y se lo arregla así. Es tiempo que pierdes por el trabajo, pero que ganas en la relación. Es super importante !

Que diferencia entre ustedes con otra marca ?

E : Creo que lo mejor es que escuchamos mucho al cliente, a sus necesidades, estamos presentes después de la venta. Mucha gente se lava las manos y no le importa mas. Damos garantía de nuestro trabajo cuando afinamos un fuelle. Es una elección, la garantía de afinación. El tipo se queda conectado con nosotros, sabe que puede volver. Proponemos diferentes motivos, la gente puede elegir y personalizar. En BA somos 4, y en el pais somos como 6, 8 al maximum, haciendo eso. Pero no dan para elegir colores, o dibujos. Nosotros si, quedándose en algo tradicional.
Tenemos forma de trabajar un poco distinta : tomamos las medidas, proponemos los colores para elegir, el tipo se va con su bandoneón, y cuando tenemos el fuelle hecho, vuelve el tipo con su bandoneón, y dentro de dos días se lo puede llevar y listo. Si no, en talleres normales, los músicos tienen que dejar su instrumento mucho tiempo, un mes o dos meses, es mucho! Nos ponemos al lugar del music quien necesita su instrumento todos los días.

P : Hay cosas que tienen que ser hechas de forma tradicional y lo respectamos, lo hacemos asi. Hay otras cosas que podemos hacer con mas flexibilidad.

E : Arreglamos fuelles pero también otras partes, como el teclado si se rompe…

Hacen bandoneones enteros?
E : No, porque es complicado, sale muy caro y es mucho tiempo. Por ahí podemos hacer uno o dos bandoneones por año, pero no mas. Fuelles y afinación es lo que mas sale por ahora.

Cada cuando se cambia el fuelle ?

E : Los fuelles se cambian porque en general son bandoneones originales de 1920, 1930, y se tiene que cambiar. Si no, la gente que toca mucho, muchas horas por dia, que da mucho conciertos que es otra exigencia porque le da otro volumen, lo cambia mas. Depende de la manera de tocar, por ejemplo un tipo pone nuevo fuelle cada 5 años. O las luces del escenario que lastima mucho, el humedad, el calor… Depende del cuidado también.

Cuantos fuelles hacen por mes ?

E : Tenemos mucho trabajo : por mes hacemos 6 fuelles, 4 afinaciones, y arreglamos. No mas que eso. Parece poco pero es mucho trabajo. Nosotros podemos salvar todos los problemas, el cliente no tiene que ir por talleres separados. Así si algo pasa mal, puede volver a nosotros y ver lo que pasa. Al final todo esta relacionado y si tocas una parte del instrumento, va a tocar otra cosa. Por eso proponemos de cuidar del todo.

Proponen talleres, cursos ?

E : El año pasado di una charla en Uruguay. Tengo ganas de hacerlo pero es complicado, no tenemos tiempo, y no creo que haya mucha gente interesada por acá. Darle afuera esta bien, pero acá en Argentina no hay publico, no vamos a hablar del bandoneón ! Enseñar es buenísimo, pero tendríamos que decir a alguien de venir acá al taller, para laborar un poco con nosotros para enseñarlo. No veo otra forma por ahora.

Tienen unas esperanzas para el tango ?

E : A mi me parece que el tango no es popular, al final no veo gente cantar en la calle… Creo que hoy, hay que cambiar la propuesta, ya fue popular, pero ahora no quema. Proponer algo mas contemporáneo, pero seria perder algo muy lindo que es el baile.
Quizás aceptar que el tango ya esta otra cosa. Como el jazz, no se puede seguir hacer el jazz de los años 50. Es otra cosa, y es igual con el tango.

P : Depende de donde pones la linea de que es tango y empiezas a definirlo. Mira la orquesta Barcarce esta buenísima, toman la tradición musical del tango, la trasmiten y de alguna forma puede ser vivo. Otros toman y hacen fusion, disfrutan, gente que le gusta tocar para que bailan… Creo que tiene que seguir esta diversidad. No es gigante pero tampoco no es perdiéndose. Antes era mas popular y los músicos tenían mas trabajo. Se juntaban por todos los lados, se respiraba en el aire… No se puede comparar con el pasado, estaba distinto antes. Buenos Aires esta relacionado con tango, obvio. Mucho mas que el reggeatton por ejemplo. Buenos Aires evoluciona, el tango evoluciona. Ademas hay muy buen nivel de música ahora, aunque las orquestas tocan menos. Y si ves tango por otro lados, te sientes en Buenos Aires. Es así !

Gracias chicos, y excito !

Sitio de Fuelles del Sur
Facebook de Fuelles del Sur

8
Photo By: Fuelles del Sur

Deja un comentario

Your email address will not be published.